La mayor red de carga rápida para vehículos eléctricos está en Málaga.

Un total de 23 cargadores rápidos han sido desplegados para ofrecer su servicio a los participantes del proyecto Zem2All, un total de 160 usuarios, tanto empresas como particulares.

Toda la infraestructura, incluidos los vehículos, están conectados a un centro de control que permite gestionar y generar información de interés en tiempo real como la localización de los puntos de carga, el  punto de carga rápido más cercano disponible, etc. Se dispone además de aplicaciones móviles que permiten a los usuarios disponer de información sobre su vehículo eléctrico y la carga del mismo.

El proyecto incorpora además la tecnología V2G que permite una carga bidireccional, es decir, es posible cargar el vehículo o que éste vierta su carga en la red.